HOTELERÍA

Germán Morales Hoteles reabre sus puertas

11 hoteles de Germán Morales Hoteles se preparan para reabrir sus puertas. El vicepresidente ejecutivo habló sobre las perspectivas de recuperación.

A partir del 15 de septiembre, los 11 hoteles de la cadena Germán Morales Hoteles volverán a abrir sus puertas en el país. Así lo dio a conocer el vicepresidente ejecutivo de la compañía, Alejandro Morales, quien manifestó que la apertura se hace con todos los protocolos de bioseguridad y con moderadas proyecciones de recuperación.

Tras cinco meses de inactividad, volverán a operar los hoteles bh Parque 93, bh La Quinta, bh Bicentenario, Mercure bh El Retiro, Mercure bh Zona Financiera, bs Rosales, EK Hotel; además del bh El Poblado en Medellín, bh Barranquilla y be La Sierra en Santa Marta. De todo el portafolio, durante la emergencia sanitaria solo permaneció abierto un hotel de la cadena Germán Morales Hoteles: el bh Usaquén, graciasa que cuenta con un formato mixto para el turismo médico y el corporativo.

Con el fin de garantizar seguridad a los huéspedes, Germán Morales Hoteles adoptó todos los protocolos de bioseguridad requeridos en su totalidad. Además, obtuvo la certificación de la SGS para garantizar la bioseguridad de sus espacios.

Perspectivas de recuperación desde German Morales Hoteles

Germán Morales Hoteles Alejandro Morales.jpg

Para Alejandro Morales, la hotelería solo logrará obtener los niveles de ocupación que tenía en 2019 hasta el año 2023. Según afirmó, los años 2021 y 2022 serán un proceso de recuperación de la ocupación.

Po ello, tomando en cuenta la gradual recuperación que tendrá la industria, la compañía ha decidido reiniciar actividades sólo con el 30% de su planta de personal.

“Los estudios internacionales y nacionales indican que la recuperación del sector será bástate lenta y gradual. Por ende, nosotros hacemos un proceso de reapertura ajustándonos a índices de ocupación bajos, lo que nos lleva a realizar ajustes con alcances de servicio definidos para cumplir con las normas de bioseguridad”, explico Morales.

Asimismo, aseguró que los hoteleros deben tratar de reducir las pérdidas a su mínimo. Para ello, deberán bajar sus puntos de equilibrio hasta que la recuperación se acelere.

“Las ocupaciones serán supremamente bajas, con el problema de que, al no haber vuelos internacionales, como en el caso de Bogotá, la planta hotelera va a tener muy bajos índices de ocupación porque dependerá de la demanda interna, que en su mayoría llega por avión, vuelos que solo tiene una frecuencia aprobada del 12%. Nuestros hoteles en Barraquilla, Medellín y Santa Marta responderán mejor”, manifestó el directivo.

Asimismo, Morales realizó una fuerte crítica al comportamiento de la banca en medio de la pandemia, quien en vez de apoyar a las empresas, las dejó de lado: “A pesar de las buenas intenciones del gobierno, eso quiero dejarlo claro, la banca no se ha comportado como debía ser. Le volteó la espalda a la industria del turismo, a pesar de las garantías ofrecidas por el gobierno para respaldar créditos. No les interesa este sector por los niveles de riesgo. No cree que el sector salga adelante y por eso no otorga créditos”.

Postea en tu Facebook

notas de tapa